¿Cómo dejar de quejarse?

¿Cómo dejar de quejarse?

03.05.2019

 

Cualquiera de nosotros a primera vista puede distinguir un quejica de una persona activa y comprometida. Mientras uno se queja, el otro está haciendo cosas con entusiasmo.

¿Con quién le gustaría pasar más tiempo: con el que se queja o con el que enfrenta los retos?

Un quejica aburrido le dirá algo como:

— Él siempre tiene suerte... mientras que yo...

— Lo han ayudado, y a mí nadie me ha dirigido una palabra.

— Aquí estamos de nuevo... Estoy harto... Qué complicado es todo...

Mientras tanto, un optimista no habla de problemas, se fija las metas y actúa. Es capaz de hacer pasos constructivos, precisos y positivos. Si encuentra dificultades en su camino, es capaz de encontrar maneras de resolverlas, asumir la responsabilidad y avanzar hacia el objetivo.

Es difícil realizar los planes estando solo, por eso necesitamos personas de ideas afines. Mientras más personas de este tipo haya en una compañía u organización, más unida se hace y el negocio se desarrolla de manera más eficaz.

 

 

Quejarse en las redes sociales

Cada día, aumenta el número de personas que expresan emociones negativas en las redes sociales. Se quejan de precios altos, servicios de mala calidad, atascos en las carreteras y les contagian a otros su ira, resentimiento y frustración.

Cada día, miles de personas leen indiferentes las noticias en su muro, pero pocos están dispuestos a ayudar a los demás. La acción más común en este caso es pulsar el botón "Compartir". 

Una persona se siente vulnerable si no puede contar su pena a nadie. Si a una persona la ignoran y le niegan el apoyo con regularidad, no tiene más remedio que quejarse y lloriquear para ser escuchada.

Los problemas del siglo XXI son la indiferencia y la irresponsabilidad en la sociedad.

 

Quejarse es un proceso fascinante

Lo paradójico es que un fumador estaría feliz de dejar de fumar, pero no sabe cómo empezar. Por lo general, pasa mucho tiempo lamentándose, prometiendo empezar una vida sin cigarrillos desde el próximo lunes.

Los psicólogos creen que quejarse es un acto de una persona inmadura. El quejica está fascinado por el proceso y deja de escuchar a otra persona. No puede tomar decisiones y ni siquiera piensa en su responsabilidad.

Cuando las personas a su alrededor se quejan, nada cambia, y a menudo puede empeorar.

 

Un método para dejar de quejarse

De hecho, es muy simple. Hay que... empezar a actuar. Estará de acuerdo en que es mucho más fácil empezar desde un punto muerto si hay alguien cerca que cree en ti y te ayuda a dar los primeros pasos. El apoyo lleva al único camino correcto para lograr el resultado, aunque sea muy pequeño al principio. Esto se hace posible si alguien da una mano en el momento justo para superar la frustración y las quejas y alcanzar el bienestar y el desarrollo.

 

Un mundo sin quejicas

Iniciando el camino en Global InterGold, muchos clientes sienten la ayuda y el apoyo mutuo. Aquellos que llevan muchos años trabajando en la compañía ayudan a los demás y demuestran ser verdaderos Líderes. Su inestimable apoyo ayuda a unos a creer en sí mismos, a comenzar la vida desde cero, y a otros, a descubrir su potencial. 

La ayuda provoca un efecto sistémico llamado emergencia* que aumenta el nivel del recurso humano en la empresa. Al recibir el apoyo a nivel internacional, usted podrá alcanzar la Seguridad Financiera y ayudar a su entorno de manera más eficaz.

Al comenzar con usted mismo, apoyará a los que están a su lado. Y ellos, a su vez, ayudarán a su entorno. Expandiendo su influencia, tendrá un impacto en las personas de su país y luego en otros países.

 

Cambiando de actitud hacia usted mismo y hacia el medio ambiente,

usted toma la iniciativa,

ayudando a las personas y haciendo del mundo un lugar mejor.

Descubra la opinión de nuestros clientes sobre la cooperación con la compañía.

 

Glosario:

Emergencia — un proceso de interacción cuando se observa que un sistema complejo tiene propiedades nuevas que sus partes no tienen por sí mismas.