Los ríos más auríferos del mundo

Los ríos más auríferos del mundo

30.03.2018

Hablamos de los ríos en los que se puede encontrar oro.

Las capas de arena o grava, donde se pueden encontrar minerales preciosos, se denominan el yacimiento de oro aluvial. Con frecuencia el agua ayuda a detectar la presencia de oro en los minerales. Los ríos y arroyos limpian la arena y la corriente lleva partículas valiosas a la superficie.

Hablemos sobre qué vías fluviales del mundo producen más oro.

Oro en los ríos de Laponia (Finlandia)

Laponia es uno de los centros de actividades mineras de oro en Europa. El valioso metal se puede encontrar en dos ríos a la vez: en Lemmenjoki e Ivalojoki. Las autoridades locales incluso idearon una atracción para atraer turistas: la búsqueda de arena dorada en el pueblo de Tankavaara. Aquí se celebra anualmente el Campeonato Mundial de Mineros de oro: competiciones de minería de oro.

Oro en el río Goulburn (Australia)

En Australia, la extracción del oro forma parte de la economía del país. Las autoridades están tan interesadas en extraer el metal precioso que incluso los ciudadanos extranjeros pueden obtener permiso para abrir una mina de oro. La mayor parte del mineral noble se extrae en las minas, sin embargo, en la parte sureste de Victoria está prohibido construirlas. En los numerosos ríos y arroyos de esta región, el oro es buscado por buceadores con máscara y snorkel. Los nadadores experimentados se sumergen en el agua y con el uso de un destornillador o un cuchillo sacan pepitas de oro de la formación geológica. El oro se encuentra con mayor frecuencia en el río Goulburn.

Oro en el río Madre de Dios (Perú)

La gente de Perú llaman a su estado el "país minero". La población de las regiones, adyacente a los Andes, se dedica a actividades de extracción del oro.

En la provincia de Madre de Dios, los habitantes locales encuentran en el río de 10 a 15 toneladas de oro por año. También se realizan búsquedas activas en los afluentes de los ríos Inambari y Colorado.

Oro en el río de los Americanos (EE. UU.)

En 1848, estalló la fiebre del oro en California (EE. UU.). James W. Marshall encontró accidentalmente pepitas de oro en el río de los Americanos, cerca del aserradero de John Sutter. Durante veinte años, gracias a los esfuerzos de los buscadores de oro en las minas, fueron halladas partículas por valor de 50 mil millones de dólares. La pepita de oro más grande pesaba 88.5 kg.

El metal amarillo todavía se puede encontrar en las aguas del famoso río. Aquellos que desean hacer una fortuna acuden a Jamestown. Los conjuntos de herramientas para la extracción de oro se venden en todas las tiendas. Un servicio que es popular entre aquellos que sueñan con hacerse ricos: un consejo de un minero de oro experimentado.

 

VISITE LA TIENDA ONLINE